El tiempo de aquella bomba

Las sirenas se escuchan como si fueran lobos hambrientos, como buscando una presa, alguien a quien señalar. Las imágenes muestran papeles tirados, manchados de sangre, como el concreto en el que momentos antes había cuerpos postrados, gente que estaba ahí para apoyar familiares y amigos en el maratón de Boston.

Llego a la ciudad al mediodía. Al bajarme del tren que me transporta desde New Heaven veo un mar de transeúntes. Pienso que tal vez es una manifestación o un festival. Momentos después veo que es en un evento deportivo, el Maratón Anual de Boston, en el que participan personas de todo el mundo.Read More