5 tips para viajar, y ver más

Nómada Temporal es un libro en el que viajo, pero no es una guía de viaje. No recomiendo lugares, o si quiera califico las experiencias, sino es más bien una crónica de lo que vi. De lo que pasé en un año de vivir con una maleta, saliendo de una relación, escapando violencia, pidiéndole a amigos morada, emborrachando alguna almohada de hotel.

Al principio me gustaban mucho los viajes. Me emocionaba la idea de llegar a un lugar con suficiente información para platicar con locales. Quería que la curiosidad me guiara.

Con el tiempo, las visitas a lugares nuevos se volvieron rutinarias. El tipo de trabajo que hago me obliga a pasar largas horas con las mismas personas en oficinas o cuartos de conferencia. En la noche me toca cenar con los anfitriones, y al día siguiente el mismo baile. De vez en cuando separo un par de días para explorar el lugar, pero la mayor parte del tiempo tengo que viajar de nuevo pronto. El encanto de la exploración se ha aletargado con cada lugar que visito.Read More

Y la nostalgia me abruma

Hace cuatro años me despertaron dos extraños. Entre garnachas argentinas y canciones que no conocíamos viajamos al Aconcagua.

Salimos de Mendoza en un auto alquilado check over here. Tomamos un camino desolado de tierra blanca y la resaca se aferraba.

No se veían montañas en el firmamento. Dudábamos del camino que trazamos y las alpacas nos veían pasar.

Read More

Las ilustraciones de Nómada Temporal

Uno de mis escritores favoritos es Daniel Alarcón, un peruano que desde joven emigró a los Estados Unidos donde ha lanzado varios proyectos, incluido uno de mis podcasts favoritos, Radio Ambulante free ms project alternative. Pero de su trabajo, siempre he preferido sus cuentos, en particular Ciudad de Payasos, el cual encontré como novela gráfica mientras visitaba Lima en el 2009.


Ilustración de Sheila Alvarado, Ciudad de Payasos, Alfaguara

Fue este proyecto que me dio la idea de incluir ilustraciones en Nómada Temporal. Me gustaba como el libro tenía páginas en blanco, adornadas con alguna imagen que hacía alusión al momento en el que me encontraba en la historia. Me imaginé que Nómada Temporal podría tener páginas en las que el lector pudiera respirar, trasladarse desde las palabras a las imágenes, un lenguaje que enmarcara pedazos del texto en una ilustración para darle oportunidad al lector de reflexionar, de apartar la mirada del libro y pensar en su condición.

Read More